Una valoración agridulce sobre Antonio Ruiz de Padrón, publicada en Filadelfia

Un libro aparecido en Filadelfia contiene una valoración crítica sobre el diputado doceañista canario Antonio Ruiz de Padrón. He aquí el texto dedicado al político canario más ilustre de todos los tiempos.

El tango: entre la procacidad y el puritanismo (II)

Tal vez más que cualquier otro género de canción, el tango precisa ser vivido para dejarse escribir correctamente. Vivirlo supone bailarlo y amarlo. Estoy convencido de que cualquier letrista de tangos los ha de cantar y bailar con frecuencia para imbuirse de su ritmo de solemnidades absurdas y dejarlo correr por sus letras de sedas y puñales.

El tango: entre la procacidad y el puritanismo (I)

Al principio, los tangos se bailaban entre hombres y, al pasar a los burdeles, se incorporaron las mujeres. Alcanzaron su apogeo entre los años 1920 y 1940. Sus textos van del más rancio puritanismo al lenguaje más procaz. Por ejemplo, se canta al órgano sexual masculino –tango "El clavo"–, al orgasmo de la mujer –"El fierrazo"– y hasta a cierta desgana por levantarse de la cama –"Déjala morir dentro"–.

Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: